Esta es la pregunta que muchos os hacéis, ¿Verdad? ¿Cómo puedo ganar clientes? o ¿Cómo ganar más? o cualquiera de sus variantes...

Pues seguramente la respuesta sea de sobra conocida por todos: CUIDANDO TU MARCA.

Seguramente esto lo hayamos oído muchas veces, e incluso nos sepamos la respuesta de memoria pero, o bien no sepamos hacerlo, o bien aún sabiendo, no lo estemos haciendo bien. Cuidar tu marca debería ser sinónimo de cuidarte a ti mismo.

Cuidar de tu marca es cuidar de tu negocio, como si fuese tu propia persona. Cuando inviertes dinero y tiempo en construir algo, debes mantenerlo, no vale con hacer algo y dejarlo estar. Hay que mimarlo, y uno de esos mimos, quizá el más importante a día de hoy es la forma en que apareces en internet.

 

Primero: Es de sobra conocido que "hay que estar en internet", pero no vale con estar, hay que estar de forma correcta. De ahí que el marketing online sea una materia tan importante. Para ello queremos darte un par de consejos:

  • Haz todo lo que esté en tu mano, pero hazlo bien, o mejor, deja que lo hagan los expertos o si no, no lo hagas...
  • Haz que tu marca, tenga algo que enamore, y nada que se le pueda reprochar. Esto significa que no tienes porqué ser el mejor en todo: si eres muy bueno en todo, no serás el mejor en nada...

 

Segundo: Cuando consigas ese "algo que enamore" (que seguramente ya lo tengas desde hace tiempo), debes darlo a conocer de la mejor manera, y estudiar cómo llegar bien a tu público objetivo. Recuerda que no tienes que estar en todas las redes sociales, hay que saber cuál es mejor para tu negocio. Recuerda también que no vale publicar por publicar, pues en muchas ocasiones podrías cansar a tu audiencia, y esta dejará de hacerte caso.

 

Tercero: no pretendas ser una navaja suiza (sabemos que siendo autónomo, esto es complicado). En ocasiones es mejor intentar destinar un pequeño presupuesto mensual, y liberar la mente, dejarlo en manos de profesionales. Ahorrarás tiempo y los resultados serán mucho mejores. Y sobre todo olvídate de "esto me lo hace mi sobrino con el ordenador", porque seguramente pueda "hacer algo" pero nunca como un profesional.

 

Uno de nuestros clientes es un verdadero ejemplo de todo lo que os hemos contado. Pese a llevar 10 años con su negocio, en Churrerías Tejeringos no han dejado de avanzar, de adaptarse mes a mes, pensando en sus clientes, para que sean ellos mismos los que cuiden de su marca. Cuando empezamos a trabajar con ellos, ya tenían algo que enamoraba, su producto: churros y tejeringos totalmente artesanos, sin químicos, fritos en aceites de primera calidad y alto oléicos, para cuidar -por supuesto- la salud de sus clientes. Tras los muchos años de tener este producto, el negocio funcionaba gracias al boca a boca, pero decidieron que tenían que cambiar o ampliar su 'target' (público objetivo) y centrarse en actualizarse para su público más jóven. 

 

;)

A2publicidad.es utiliza cookies para funcionar Ver política de cookies